Columnas

Ilusos..Abriendo Brecha…Por Andrés Rodríguez Cabrera

 

No es necesario ser brujo o haber estudiado en Harvard, para vaticinar que la coalición Unidos Para Rescatar Veracruz PAN-PRD al gobierno de Veracruz, que apoya a Miguel Ángel Yunes Linares, perderán la elección constitucional el próximo 5 de junio, contra el candidato de la coalición Para Mejorar Veracruz, que conforman el PVEM, PANAL y  AVE, Héctor Yunes Landa.

Demasiado se ha mencionado, y se menciona con justa razón, que Miguel Ángel Yunes es el peor candidato que pudieron haber propuesto – más bien impuesto –  el CEN del PAN y PRD, dados los malos antecedentes que arrastra desde que fue secretario de gobierno con el priista Patricio Chirinos Calero “La ardilla”, y hasta la exesposa del antes citado, Sonia Sánchez,  declara públicamente las “lindezas” que cometió con Patricio Chirinos, cuando era el poder tras el trono, además de apoyar la candidatura de Héctor Yunes. Pero en fin…

Los que tenemos más de 30 años en estos menesteres, no olvidamos la represión que ejerció Miguel Ángel Yunes como secretario de gobierno, no se movía una hoja de un árbol en todo Veracruz si él no lo permitía, y lo impedía con la oficina de “inteligencia” que operaba en “El Palomar”, ubicado en la planta alta del palacio de gobierno.

Resulta hasta tedioso, sino es que ocioso, enumerar cada una de las tropelías que cometió Yunes Linares, pero la que más le pesa es haber encarcelado al exgobernador y expriísta Dante Alfonso Delgado Rannauro, hoy dueño y señor absoluto del partido Movimiento Ciudadano (antes Convergencia).

Recordemos otra vez que cuando Miguel Ángel Yunes contendió como candidato por el PAN al gobierno de Veracruz en el 2010, contra el actual gobernador Javier Duarte de Ochoa, Dante Alfonso Delgado y el experredista Andrés Manuel López Obrador “El Peje”, hicieron la diferencia (con poco más de 400 mil votos) para que Javier Duarte le ganara a Yunes Linares, pese a que este último tenía todo el apoyo del entonces presidente de la República (panista) Felipe Calderón Hinojosa, o más bien de su esposa Margarita Esther Zavala Gómez.

Hoy en día, el presidente de la República (priista) Enrique Peña Nieto, apoya con todo al candidato de su partido al gobierno de Veracruz, Héctor Yunes Landa, contra la coalición de Miguel Ángel Yunes, y es un secreto a voces que las y los demás candidatos  a la gubernatura, como son: Armando Méndez de la Luz, Movimiento Ciudadano; Cuitláhuac García Jiménez, MORENA; Alba Leonilda Méndez Herrera (supuesta expanista), PT; Alejandro Vázquez Cuevas (expanista), PES; Antonio Luna Andrade, Partido Cardenista; Juan Bueno Torio (expanista), independiente y Elías Moreno Brizuela (experredista), independiente, contarán con todos los recursos necesarios para caminar todo lo largo y ancho de Veracruz para dividir el voto a favor de Héctor Yunes.

Ante este panorama desalentador para Miguel Ángel Yunes, se sabe que Armando Méndez cachará los votos cautivos de Dante Delgado; Cuitláhuac García, obtendrá los votos inconformes de aquellos perredistas que no  aprobaron la coalición PAN-PRD, más el efecto López Obrador; Alba Leonilda Méndez cosechará los votos de los panistas que no les pareció la coalición PAN-PRD; los panistas inconformes votarán por Alejandro Vázquez, más los que le sume Gonzalo Guízar con la lana que recibe de Javier Duarte; Antonio Luna será el que menos votos tenga; por Juan Bueno votarán aquellos panistas que están inconformes con la imposición de Yunes Linares y Elías Moreno será el segundo que menos votos obtenga, debido a su desarraigo después de haber estado mucho tiempo en el Distrito Federal.

¿Por qué la mayoría de los que saben de política aseguran que Miguel Ángel Yunes, así como sus panistas y “perredistas” resultan más que ilusos – por no llamarles de otra forma -al creer que en esta ocasión si ganarán la gubernatura de Veracruz?, simple y sencillamente porque, reitero, en el 2010 Yunes Linares tuvo el apoyo de la Presidencia de la República, a través de Margarita Esther Zavala, y perdió con la división del voto que implementaron Delgado Rannauro y López Obrador, y en esta ocasión hay 7 candidatos a gobernador que vendieron su alma al diablo – o al mejor postor – para dividir el voto a favor de la coalición de Héctor Yunes, y harán todo lo posible para impedir que Yunes Linares gane la gubernatura con el “apoyo” del traidor y presidente del CDE del PRD en Veracruz, Rogelio Franco Castán. Sin olvidar que Franco Castán está muy acostumbrado a mamar de la ubre del exgobernador Fidel Herrera y de Javier Duarte.

En lo personal, en esta ocasión no votaré por ningún candidato a gobernador, mucho menos por el bipolar Héctor Yunes Landa, porque tuve el disgusto de tratarlo personalmente, y estoy seguro que resultará más represor que el mismo Yunes Linares.

Quien no conozca a Yunes Linares y a Yunes Landa, que los compre.

  1. e.: [email protected]

          [email protected]

          www.facebook.com/esquijote

cel.: 922 102 8951

 

 

 

 

Déjanos tu comentario