Nacional

Mueren 14 personas en tiroteo en centro asistencial de California

Un vehículo del SWAT lleva a policías cerca del lugar de un tiroteo masivo en San Bernardino, California el miércoles 2 de diciembre de 2015. La policía respondió al reporte de que un tirador activo estaba en el centro de servicios sociales. (Micah Escamilla/Los Angeles News Group via AP)

AGENCIA/www.notimina.com

SAN BERNARDINO, California, EE.UU. (AP) — Por lo menos tres hombres armados abrieron fuego el miércoles durante un banquete en un centro de servicios sociales para discapacitados en el sur de California, donde mataron a 14 personas e hirieron a más de una decena, dijeron las autoridades, que describieron el incidente como si los agresores “hubieran estado en una misión”.

Los atacantes escaparon, lo que generó tensión en una extensa área del este de Los Ángeles, pero unas cuatro horas después la policía acribilló una camioneta deportiva negra a 3 kilómetros (2 millas) del lugar del ataque.

Un hombre y una mujer que estaban en la camioneta armados con fusiles de asalto, pistolas y “vestimenta de tipo militar” fueron muertos, informó el jefe de policía Jarrod Burguan. Una tercera persona que fue detectada corriendo cerca de la escena de la balacera fue detenida, pero Burguan dijo que no estaba claro de que ese individuo tuviera algo que ver con el incidente.

Fue el tiroteo masivo más mortífero en la nación desde 2012, cuando un hombre asesinó a 26 niños y adultos en una escuela de Newtown, Connecticut.

La policía no reveló un posible motivo en la balacera, que ocurre cinco días después de que un hombre armado abrió fuego en una clínica de Planned Parenthood en Colorado, donde mató a tres personas.

En lo que las autoridades describieron como un ataque preciso, los hombres armados entraron al Centro Regional Inland y comenzaron a disparar alrededor de las 11 de la mañana. Abrieron fuego en la zona de conferencias, donde se realizaba un banquete del Departamento de Salud Pública del Condado de San Bernardino, dijo Marybeth Feild, directora general del centro.

“Venían preparados a hacer lo que hicieron, como si estuvieran en una misión”, dijo Burguan, quien señaló que los atacantes llevaban armas largas, es decir, fusiles o escopetas.

Las autoridades también encontraron un posible dispositivo explosivo en el centro de servicios sociales.

El ataque sucedió en un lugar dedicado a ayudar a personas con discapacidades, lo que lo hace más difícil de comprender para algunas personas.

“Son niños con discapacidades, muchas discapacidades”, dijo Sherry Esquerra, quien buscaba a su hija y su yerno, ambos empleados del lugar. “Ella brinda todos los servicios que puede para esos niños. No entiendo por qué vendría alguien a disparar aquí”.

Los agentes del FBI y otras autoridades de las fuerzas del orden convergieron en el centro y buscaron al agresor o agresores. La sargento Vicki Cervantes, portavoz de la policía de San Bernardino, dijo a The Associated Press que los reportes de los testigos varían de uno a tres hombres armados.

Varias personas se encerraron en sus oficinas esperando aterrorizadas a que la policía las rescatara, luego de que estallaran los disparos.

“Dispararon a las personas. Estoy en la oficina esperando a la policía Recen por nosotros. Estoy encerrada en la oficina”, fue el mensaje que le envió su hija a Terry Petit.

Petit, quien hizo un esfuerzo para contener el llanto mientras leía el mensaje a los reporteros en el lugar del tiroteo, dijo que su hija trabaja en el centro, donde laboran trabajadores sociales, de albergue y transportación y ofrecen otros servicios a personas con discapacidades como autismo, parálisis cerebral y epilepsia.

Diez de los heridos fueron hospitalizados en condición crítica, y tres de ellos estaban graves, de acuerdo al jefe de bomberos de San Bernardino, Tom Hannemann. La policía advirtió que la cifra de muertos y heridos eran estimados preliminares que podrían cambiar.

A medida que los agentes registraban la zona, tiendas, edificios de oficinas y al menos una escuela fueron cerradas. San Bernardino, a unos 100 kilómetros (60 millas) al este de Los Ángeles, tiene unos 214.000 habitantes.

Se montaron unidades de emergencia fuera del lugar del incidente y se podía ver a personas trasladadas en camillas. Otras se alejaron rápidamente del edificio con las manos en alto, y fueron requisadas por la policía antes de que se les permitiera reunirse con sus familiares.

 

 

Déjanos tu comentario